19 enero 2017
El Popular Investiga

Obras deportivas en Puebla acumulan retrasos en más de 2 años

Por René VALENCIA |

Se han solicitado recursos para 31 proyectos en materia de cultura física; pero no se han cumplido en los plazos establecidos

Archivo Agencias | Los ayuntamientos que debieron aplicar recursos, no registran avances.

Alrededor de 102 millones 308 mil pesos constituyen el presupuesto asignado para la construcción de 31 proyectos de infraestructura deportiva en Puebla; sin embargo, no se han reportado avances de las obras ni de cómo se han usado los recursos.

Esto derivó en que cinco municipios se hayan negado desde 2014 a presentar sus informes de inversión, según indicó el informe de seguimiento de recursos 2016 del Observatorio de Gastos del portal de Transparencia Presupuestaria.

De acuerdo con datos de los reportes otorgados por las entidades de forma trimestral a la Cámara de Diputados, sobre la utilización de recursos transferidos por la federación desde 2014 hasta los primeros tres meses de 2016, Puebla solicitó más de una centena de obras en materia deportiva; de las cuales, terminó 78. Cuatro de ellas, en la capital del estado.

Para la realización del informe, el Observatorio de Gastos distribuyó el ejercicio de recursos para las obras en tres ramos; de ellos, el que mostró un menor avance fue el 33, dedicado para reforzar la infraestructura municipal en los rubros de educación y salud.

Las comunidades de Juan Galindo, Hueytamalco, San Matías Tlalancaleca, Tehuitzingo tuvieron un solo proyecto y Coxcatlán solicitó dos; pero ninguno de sus gobiernos muestra actualizaciones de sus planes.

Los desconocidos

Coxcatlán, ubicado a dos horas de la capital poblana en dirección a Tehuacán, recibió más de un millón 400 mil pesos en enero de 2015, para iniciar la construcción de un campo de béisbol en la colonia la Soledad; pero dos meses más tarde, solicitó un monto adicional de 473 mil pesos para el arranque de su segunda etapa. En ambas fases, su entrega se estimó en abril de ese año.

Continúa en importancia, San Matías Tlalancaleca, localizado a 30 minutos de San Martín Texmelucan. A este ayuntamiento se le aprobó un presupuesto más de un millón 200 mil pesos para el mantenimiento de su Polideportivo; sin embargo, hasta marzo de este año, no se había reportado la aplicación del ingreso, aunque su culminación estaba programada para el 1 de julio.

Por su parte, Tehuitzingo, una demarcación que se encuentra a casi 2 horas de Atlixco, solicitó al gobierno poco más de 479 mil pesos para comenzar la construcción de una cancha de usos múltiples con gradas en mayo de 2015. El término de la obra debió ocurrir en octubre de ese año, pero hasta la fecha, se desconoce si se concluyó.

El resto de las municipalidades presentan el mismo problema en dicho ramo, con cifras que van de los 200 mil a los 400 mil pesos.

Por otro lado, en julio de 2015, San Andrés Cholula pidió a través del ramo 20, enfocado en el desarrollo social de los pobladores con altos índices de marginación, un monto de 50 mil pesos para apoyar al programa de Centros de Poder Joven (CPJ).

Esta iniciativa del gobierno federal acerca las nuevas tecnologías a todos los rincones del país mediante aparatos y expertos que guíen a sus beneficiados; no obstante, hasta diciembre pasado no se había reportado qué sucedió con la inversión.

Los que reportan no avanzan

En el ramo 23, instrumento encargado de cubrir, por medio de fondos específicos para fortalecer tanto la infraestructura como el acercamiento de servicios públicos en todo el territorio nacional, se concentraron cerca de 77 por ciento de todas las inversiones deportivas inconclusas de Puebla, es decir, 24 proyectos.

El plan más costoso de toda la carpeta se ubica en Ajalpan, donde se solicitaron casi 16 millones de pesos para arrancar este año la construcción de una unidad deportiva en la colonia Teopuxco; el proyecto debió arrancar desde enero y culminar en marzo, lo que no sucedió, ya que apenas han pagado 625 mil pesos, sólo 4 por ciento de lo requerido.

La segunda inversión más elevada fue de casi 11 millones de pesos y se proyectó en Oriental para la rehabilitación de la Unidad Deportiva 29 de Octubre, que debió comenzar en enero de 2016, pero no se fijó un plazo de entrega ni se mostró un avance en el pago del monto exigido.

Acateno, municipio localizado a dos horas de distancia de Teziutlán, requirió casi 12 millones de pesos para la rehabilitación de la Unidad Deportiva Anáhuac; sin embargo, presentó un retraso similar, pues debió iniciar en enero y entregarse al mes siguiente, pero, de igual manera, sólo se cubrió el 4 por ciento del monto, lo que representó poco más de 436 mil pesos.

El resto de las obras presentan problemas equivalentes, con inversiones que van desde los 200 mil hasta poco más de 7 millones de pesos.

Los pendientes de 2016

Otro indicador del observatorio mostró que el gobierno estatal concibió, este año, la construcción de 12 proyectos deportivos mediante el ramo 23; de los cuales, cuatro se realizaron en la capital poblana, seguida por Tepeaca e Ixtacamaxtitlán, ambos con dos pendientes.

Mientras tanto, el resto de los presupuestos están repartidos en obras para Xicotepec, Chietla, Tlaxco y Acatlán de Osorio. La suma requerida para estos proyectos asciende a los 41 millones de pesos.

Entre las obras destinadas a la Angelópolis destacan el mejoramiento de la cancha deportiva del Parque del Teleférico, con un valor estimado de casi 7 millones de pesos; la remodelación del Polideportivo del Parque Ecológico Revolución Mexicana, con un costo cercano a los 6 millones de pesos; y trabajos en sus canchas, los cuales requerirán casi 5 millones de pesos.

En consecuencia, la ciudad de Puebla aglomera los proyectos más costosos, pues las labores en los municipios antes mencionados apenas alcanzan los cuatro millones.

Deja un comentario

Te puede interesar