En 10 años, van 7 caídos de la Sedena en territorio poblano

Seis decesos que ocurrieron en contra de elementos de la Sedena fueron en Acatzingo y en Palmarito, en el municipio de Quecholac

  • URL copiada al portapapeles

Al menos siete elementos de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) fallecieron en Puebla durante la última década, cuando realizaron operativos contra el crimen organizado; la mayoría fueron asesinados con armas de fuego o en sus traslados en vehículos.

De acuerdo con el último reporte de Personal Fallecido en Operaciones Contra el Narcotráfico, actualizado al pasado 1 de marzo, la Sedena documentó el asesinato de elementos en el país desde el sexenio del expresidente de la República Felipe Calderón Hinojosa, que en el caso de Puebla sumaron siete incidentes.

Cada una de las muertes del personal de la Sedena en Puebla ocurrieron en el periodo de gobierno de Rafael Moreno Valle, de 2014 a 2017, repartidos en Acatzingo, Atlixco y Quecholac, casi todos municipios caracterizados por su presencia de bandas de robo de hidrocarburo.

Del total de asesinatos del personal de la Sedena en Puebla destacó que 2017 se convirtió en su año más violento, pues en éste ocurrieron seis de los siete decesos registrados; con lo que concentró casi 86 por ciento de las muertes de los soldados que realizaron recorridos en la entidad.

Al cierre de 2017, los seis decesos que ocurrieron en contra de elementos de la Sedena fueron en Acatzingo y la localidad de Palmarito, en el municipio de Quecholac, luego de que realizaron distintos operativos del 3 de mayo al 16 de junio de aquel año, periodo en que tuvieron enfrentamientos o accidentes.

Entre los asesinatos que se cometieron en contra de los elementos del Ejército en Puebla destacaron los cuatro casos del 3 de mayo de 2017 en Palmarito, Quecholac; en esa ocasión fallecieron dos elementos de la Sedena, y también civiles que participaron en las agresiones.

A causa de la respuesta que dieron los elementos de la Sedena en contra de los civiles que los atacaron en Palmarito, Quecholac, la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) emitió en septiembre de 2018 la recomendación 12VG/2018, pues se tuvieron 14 civiles heridos y seis más muertos.

Los otros dos decesos que ocurrieron de personal de la Sedena en Puebla fueron el 17 de junio de 2017, por un accidente automovilístico que se registró en la localidad de La Compañía, en Quecholac; por lo que los trasladaron de urgencia al Hospital General de Acatzingo.

  • URL copiada al portapapeles