Jeans: La prenda por excelencia

Es una prenda que se ha ido adaptando a modas, tendencias, y, por supuesto, a todos los tipos de cuerpo

Dentro del armario hay prendas que resultan ser imprescindibles y que no solamente son las que reinan, sino que se convierten en parte del look de cada día de la semana. Hablamos de los pantalones vaqueros o jeans. A partir de los años 50 que aparecieron, no han perdido protagonismo; sin embargo, es una prenda que se ha ido adaptando a modas, tendencias, y, por supuesto, a todos los tipos de cuerpo. La forma más recomendable de elegir el tuyo es mirarte al espejo, conocerte y visualizar tu silueta.

Lee: Alimentos que podrían causar gastritis


Rectos: para disimular

El vaquero más elegante es el de siempre; éste ayudará a disimular las piernas anchas y alargadas. Un patrón recto nunca falla porque se puede combinar con cualquier tipo de estilo. Se adapta a todos los tipos de cuerpo, pero favorecen más que nunca a las personas de estatura baja, porque hacen que las piernas parezcan más finas y largas. Un corte elegante y sofisticado, el cual aumentará unos cuantos centímetros a tus extremidades.

Skinny: marca curvas

Un corte de pantalón vaquero que más se adecúa a la silueta femenina; por ende, el más sexy. Al cubrir toda la pierna desde la parte alta de la cintura hasta el tobillo, hace que el efecto sea de piernas súper largas. Ideal para combinar tanto con tenis deportivos como con botines de tacón. Existen variaciones, pueden estar diseñados con tiro a la cadera o un tiro alto.

Boyfriend: aporta volumen

Una de las categorías más versátiles. Los boyfriend tienen un estilo relajado y desenfadado, además de que su hechura amplia hace que los cuerpos rectos y más delgados consigan el efecto óptico del volumen. Los puedes combinar con prendas de su estilo como unos zapatos masculinos, un blazer oversized, una chamarra de cuero, o para una ocasión más elegante, unas sandalias.

Slim: resalta tu figura

Este tipo de corte es ideal para resaltar la figura de los cuerpo más proporcionados, ya que no es demasiado recto ni demasiado ajustado. Idóneo para las personas más regulares y rechonchas. Se adapta perfecto al cuerpo y no marca tanto las curvas. De tiro alto o medio, perfecto para combinar con unos botines o zapatos tipo tenis.

Campana: alarga la silueta

Desde los años 70, este tipo de vaqueros se puso de moda. Como son ajustados y de talle alto, disimulan un abdomen abultado, y al llegar hasta abajo, estilizan al máximo. Ideales tanto con zapatos y botines de tacón como con un par de tenis. Son ideales para alargar la figura. 

  • URL copiada al portapapeles