Hay 100 “comisionados”, no aviadores: SEP

  • URL copiada al portapapeles


15 Feb 2014
Los maestros que no labran en aulas es porque realizan trabajos relacionados con algo educativo, resalta delegado local de la dependencia Lucía PÉREZ Corresponsal maestrosEnrique Padilla Sánchez, delegado en Tlaxcala de la Secretaría de Educación Pública (SEP), descartó que entre los 22 mil trabajadores de la educación existan “aviadores o mensajeros”, pero que hay aproximadamente 100 docentes de educación básica que no laboran en las aulas porque están en calidad de “comisionados” encargos del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE). Los trabajadores de la educación que no están en funciones en las aulas, frente a un grupo, porque están en comisiones “que tiene que ver con algo educativo y tiene que ver con su plaza. No hay aviadores o mensajeros como se especula”, aseguró. Al respecto, refirió que los resultados del Censo de Escuelas y Maestros a cargo de la SEP, arrojó que existen carencias en cuestión de infraestructura, no así con el personal educativo, de tal manera que minimizó el hecho de que sean indispensables esos 100 maestros que atienden comisiones del SNTE. No obstante, “vamos a trabajar fuertemente y en la parte de educación básica que es la rehabilitación y la organización de programas nacionales como las escuelas de tiempo completo o de escuela digna, que nos corresponde trabajar pues forman parte de la nueva organización escolar”, apuntó El también, titular de la Oficina de Servicios Federales en Apoyo a la Educación (Osfae), descartó que entre los 22 mil trabajadores de la educación en el estado haya de maestros que no estén relacionados con actividades propias de la educación. Explicó que “si bien no se encuentran directamente en las aulas es porque desempeñan otros cargos administrativos que tienen que ver con ese ámbito”. Con relación a las carencias en infraestructura educativa, indicó que son las instalaciones sanitarias las que más se demandan, y curiosamente son las áreas que menos se atienden, es decir son los espacios de las escuelas públicas que menos reciben atención correctiva, preventiva, de construcción o ampliación. “Si la escuela tiene una estructura de mil jóvenes, a los dos meses hay que rehabilitarlos otra vez”, consideró Padilla Sánchez. Recordó, que “el censo tiene como objetivos conocer el estado en que se encuentran las escuelas públicas de nivel básico en una primera fase, mientras que la segunda será indagar en las instituciones de nivel medio superior”, de acuerdo con las reglas de operación a nivel nacional. Explicó que la intención de dicho ejercicio a cargo del Inegi en colaboración con la SEP es tener un análisis real que lleve a hacer efectiva la reforma de Estado en materia educativa que se centra en la calidad de la enseñanza.

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de El Popular, diario imparcial de Puebla

  • URL copiada al portapapeles