Resuelven queja por despido

  • URL copiada al portapapeles


02 Mar 2015
TLAXCALA  Lucía PÉREZ Corresponsal  OLYMPUS DIGITAL CAMERALa Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH) determinó que los cinco expolicías del municipio de Nopalucan, quienes fueron despedidos por el edil Felipe Muñoz Barba, con el argumento de que tienen problemas de sobrepeso y de discapacidad, realmente no reunían los requisitos que establecía la ley de Seguridad Pública para permanecer en el puesto. Lo anterior, con base a los primeros resultados de la investigación con número de expediente CEDHT/PVG/104–2014, derivada de la queja que presentaron expolicías del ayuntamiento de Nopalucan contra el alcalde Felipe Muñoz Barba ante la CEDH por actos discriminatorios al despedir a uno de ellos por ser obesos y a otros, por padecer de alguna discapacidad en manos y vista. Al respecto, José Sánchez Sánchez, secretario ejecutivo de la Comisión Estatal de Derechos Humanos, informó que “al abocarse a la investigación respectiva, la visitaduría se encontró que efectivamente no reunían ciertos requisitos los policías y empezó un proceso de investigación para corroborar esa situación, ahorita lo que se está buscando es que los puedan indemnizar conforme a derecho, esa es la petición de los quejosos”. Agregó que la investigación arrojó que en efecto no reunían con requisitos como la cartilla militar liberada y otros que establece la ley de Seguridad Pública, y sin ellos no pueden estar afiliados en la corporación. Sin embargo, sostuvo que no todo está perdido, toda vez que la CEDH coadyuvará para que el ayuntamiento de Nopalucan indemnice a los expolicías municipales conforme a derecho y ante las instancias correspondientes con el propósito de respetar su derecho a la legalidad. Respecto a que si se descartaría emitir una recomendación al ayuntamiento de Nopalucan por actos de discriminación por este caso, el secretario ejecutivo del organismo autónomo mencionó que hasta el momento en que se emita la conclusión de la investigación se determinará lo correspondiente. En octubre de 2014, a través de oficios, el director de Seguridad Pública municipal, Edilufo Flores Sánchez, notificó al secretario del ayuntamiento, Trinidad Pérez Méndez, que Pedro Muñoz Rodríguez debía ser suspendido de sus labores como oficial de la policía, debido a que presenta sobrepeso, a Álvaro Herrera Muñoz, quien fue suspendido por su discapacidad en la mano derecha y Moisés Fernández Rodríguez por sus problemas visuales. "La Secretaría de Seguridad Pública del estado nos ha pedido que se tenga que retirar de sus labores, por cierta discapacidad no puede formar parte de la Policía municipal", justificó Edilufo Flores. Lo mismo ocurrió en el caso de Álvaro Herrera Muñoz, quien fue suspendido por su discapacidad en la mano derecha y Moisés Fernández Rodríguez por sus problemas visuales, de ahí que a partir del pasado 18 de octubre fueron separados de sus cargos.

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de El Popular, diario imparcial de Puebla

  • URL copiada al portapapeles