Gasolina, precios oscilantes

  • URL copiada al portapapeles

Ángel SORIANO


09 Ene 2017

El secretario de Energía, Pedro Joaquín Coldwell, informó que, a partir de febrero, los precios de las gasolinas serán oscilantes, de acuerdo con la oferta y la demanda, al incorporarse al mercado nuevas empresas que comercializarán el energético que dejará de ser monopolio exclusivo de Petróleos Mexicanos (Pemex) y, de esa manera, los consumidores lo podrán adquirir de acuerdo con el tipo de cambio y a los precios del mercado global.

Indicó que nuestro país no tiene capacidad para el almacenamiento de gasolina y su transportación de las refinerías a los centros de consumo, se hace a través de pipas que encarecen el producto pues esto debería realizarse en gasoductos que tampoco tenemos y cuya construcción es costosa. La presencia de empresas competidoras en el mercado mejorará los costos de producción y de consumo.

Desde luego nadie duda que el precio del transporte encarece el producto, pues no es lo mismo consumirlo cerca de las refinerías que a una gran distancia donde no los hay; sin embargo, nos habíamos acostumbrado a adquirir el producto a un mismo precio, sin reparar en los costos de producción, pues el Estado mexicano siempre ha sido benefactor y hoy que se enfrenta a una nueva realidad, motivada por la voraz competencia mundial, nos damos cuenta que estamos fuera de la realidad.

Sin duda, ningún gobierno quiso admitir ni enfrentar las consecuencias adversas del pueblo mexicano, pero no es posible mantenerse aislado del mundo y esto apenas empieza: las amenazas internas y externas harán de nuestro país otro, no sólo por las fuerzas del mercado, sino por la realidad social y política; todo parece ser que el México bronco ya despertó, al menos que la población acepte que vivimos en un mundo diferente y habrá que acostumbrarse en una permanente cuesta de enero.

TURBULENCIAS

El país arde, Oaxaca en paz

Y mientras en entidades donde sus gobernadores se sentían o se sienten presidenciables, como el Estado de México, Puebla y Ciudad de México, las turbas enardecidas se han encargado de demostrar que la imagen publicitaria aderezada por publicaciones especializadas y por elevados honorarios de los publirrelacionistas, no es igual que la realidad. Los vándalos salidos de las ciudades perdidas –incluidos los perritos- saquean supermercados y tiendas departamentales, enviando un mensaje que la clase media y media alta no es el país entero: existen millones de marginados que sólo han pisado los estacionamientos de los grandes centros comerciales como "viene viene", lavacoches o acomodadores, pero no son clientes habituales. Y mientras el país se incendia o se apacigüa, el estado de Oaxaca está en paz. A partir del arribo del nuevo gobernador Alejandro Murat Hinojosa, el zócalo y el Centro Histórico cobró nueva vida: los portales bullen de oaxaqueños y oaxaqueñas que vienen del interior del país o del estado, miles de turistas y visitantes disfrutan de la tranquilidad y de la inmensa riqueza cultural del estado. En el ánimo de las nuevas autoridades prevalece el mensaje: debemos conservar ésta paz y tranquilidad y demostrar al mundo que ya no queremos violencia, deseamos trabajar en paz y en armonía. Lamentable, por otro lado, que en algunas regiones del país haya brotado la inconformidad y la violencia; pero el tiempo pondrá a los gobernantes en su lugar; y pese a todo, hay en el equipo del gobernador oaxaqueño funcionarios que aún asumen actitudes de prepotencia que, de igual manera, tendrán que ser puestos donde les corresponde…

www.revista-brecha.com

asorianocarrasco@yahoo.com

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de El Popular, diario imparcial de Puebla

  • URL copiada al portapapeles