La Vecindad

  • URL copiada al portapapeles


16 Ene 2017

NO PODÍA ser de otra forma: un gobernador aplaudido por quienes confunden lealtad con servilismo y, por las calles, manifestaciones de agrupaciones como la 28 de Octubre. El común denominador del sexenio que está a quince días de terminar: dos pueblas, dos sociedades, dos realidades y una certeza: no se gobernó para todos.

EL DESEO: Rafael Moreno Valle Rosas rindió su último Informe de labores sentenciando que las mejoras que ha tenido la entidad muestran que el cambio que requiere México inició en Puebla y que el país necesita un presidente que lo defienda del populismo y hasta del presidente electo de Estados Unidos, Donald Trump.

¿SELECTIVO? El acceso fue restringido para la población e incluso para funcionarios que no fueron convocados para que sus lugares fueran ocupados por personas de diferentes partes del estado previamente seleccionadas para aplaudir y candidatear a Moreno Valle Rosas rumbo a la Presidencia de la República.

EL ROZÓN: "Heredamos un estado afectado por la pérdida de inversiones. Con un lamentable estado de infraestructura educativa, pobreza extrema y descuido del patrimonio cultural, así como alto analfabetismo. La administración anterior tuvo una pérdida de todo referente moral", dijo… y sí su referente es Mario Marín.

EL RECLAMO: Socorro Quezada Tiempo, dirigente estatal del PRD, escribió una carta dirigida a quien está a punto de dejar Casa Puebla. En ella, recuerda algo que ni una línea mereció en el sexto informe. Aquí sólo una línea de la misiva: en Puebla "es más fácil ser huachicolero que opositor."

SOBRE ESO del huachicol, entre 2015 y 2016 la PGR recibió de Pemex mil 199 denuncias por robo de hidrocarburo en Puebla. Las querellas, informa el periódico El Universal, son tanto por robo en la red de ductos que atraviesa territorio poblano como por hurto en transporte carretero.

En 2015 se tuvo un registro de 608 denuncias penales por robo de combustible; mientras que para el 2016 la cifra llegó a las 587; y hay un apartado especial con cuatro carpetas de investigación, que en total suman mil 199. Sí, puede ser que Socorro Quezada Tiempo tenga razón.

QUIEN SIGUE en el papel de víctima es Eduardo Rivera Pérez, el expresidente municipal de Puebla: en entrevista con el diario Reforma se catalogó a sí mismo como un perseguido político del gobernador Rafael Moreno Valle Rosas, de quien dijo que gobernó con una convicción distinta a la democrática. Sería mejor que se defendiera porque así como anda, tirado al piso, es más seguro que lo pisen a que lo levanten.

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de El Popular, diario imparcial de Puebla

  • URL copiada al portapapeles