El tan cercano semáforo amarillo para la Ciudad de México

  • URL copiada al portapapeles

Tere MORA GUILLÉN


19 Abr 2021

En días recientes la jefa de gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum Pardo, manifestó que el gobierno a su cargo está preparado para iniciar en mayo próximo la vacunación a personas de 50 a 59 años de edad, según la cantidad de vacunas que se reciban. Mencionó que la primera semana de mayo concluirá la vacunación de las personas de la tercera edad en la Ciudad de México.

Esperemos que así sea, porque de alguna manera la población vacunada se siente ya más protegida para volver a una muy relativa normalidad.

Uno no sabe qué creer, la propia Sheinbaum el jueves pasado decía que a partir de éste lunes se abrían las exposiciones y se ampliaba el horario de restaurantes hasta las 23 horas, porque la Ciudad de México aunque sigue en semáforo naranja, está a un paso del amarillo.

Pues ahora resulta que las exposiciones se difieren, suponemos porque hay un pico alto de la pandemia de Covid, y será al parecer que la asistencia a este tipo de eventos será hasta la siguiente semana.

Así pues nos hemos acostumbrado a las ocurrencias y a las contradicciones de ésta 4 "T" un día afirman una cosa y al instante siguiente se desdicen, esto se ha vuelto el pan de cada día.

Y no hay que olvidar al personal médico y aquellos que aunque no están en línea directa en trato con pacientes de Covid, ellos se la han rifado por la salud de los mexicanos y merecen ser tratados de forma digna y con el debido respeto, pese a lo que opine el señor Gatell.

En fin que el panorama sigue siendo incierto, los menores deben permanecer un poco más en sus hogares con clases a distancia, y los ciudadanos a resistir un poco más, seguir las medidas sanitarias que bien conocemos, y mantener la guardia en alto, porque nos llegó un virus demoledor, que nos exige cuidarnos y adaptarnos a los nuevos tiempos.

Como también las nuevas tecnologías nos exigen ponernos al día, y acostumbrarnos a que el mundo ha cambiado y debemos acostumbrarnos a todo lo nuevo que nos ha llegado junto con la pandemia.

No todo es malo y debemos modernizarnos, manejar con celeridad las redes sociales, aprender nuevos idiomas, y descubrir cada día nuevas habilidades que seguramente nos harán falta más adelante para mantenernos a la vanguardia.

Sigamos pues, que el ánimo no decaiga. Tengamos la certeza de que lo que venga será mucho mejor, seamos solidarios con el prójimo que se encuentra en desventaja, con los desempleados, y vibrando alto por un mundo mejor.

 

tere_mora_guillen@yahoo.com.mx

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de El Popular, diario imparcial de Puebla

  • URL copiada al portapapeles