Los peores criminales eran populares

  • URL copiada al portapapeles

Ser popular no significa ser eficiente.

Ser popular, no significa que porque te conozcan o sepan de ti sea por tus buenas acciones.

Ser popular y conocido en todo el mundo no es sinónimo de ser un buen ser humano.

Ser popular no significa ser una lumbrera de inteligencia y dechado de virtudes.

Analiza cuando ibas a la escuela, la universidad. ¿El más popular era el deportista, pero también el tonto?.

El más popular era el aplicado, el matado, pero también el más burro, ¿O no?.

Con base en esto podemos pensar y decir qué si alguien es el más popular, no necesariamente es una buena persona, un buen ser humano, un líder.

Napoleón fue popular, pero fue un asesino.

Otros hombres crueles o sanguinarios pero populares en el mundo lo fueron: Caligula, Nerón, Atila (Rey de los Hunos), Iván “El Terrible”, Adolfo Hitler, Francisco Franco, Augusto Pinochet, por mencionar algunos.

En la actualidad hay tres presidentes que son populares, pero que han dividido a sus pueblos, pero no significa que sean los mejores gobernantes.

En México la violencia criminal aumenta, al igual que los feminicidios, lo anterior aunado a la cifra de fallecidos por coronavirus hace que se considera el país con más muertes en el mundo. El Presidente Andrés Manuel López Obrador es muy popular, más del 60 % hablan de él dado el índice de aprobación, pero tiene dividido al país.

En Brasil, el Presidente Jair Bolsonaro tiene una enorme popularidad, pero su nación es de las más desafortunadas y es el segundo lugar en el mundo con numero muertes por la mala forma en que se ha manejado el coronavirus.

El Presidente de El Salvador, Nayib Bukele, ha utilizado las redes sociales para atacar a las instituciones y a la prensa libre, lo que le ha dado una enorme popularidad, pero sin resultados en favor del pueblo. 

Ser popular no es sinónimo de buen gobernante.

Ser conocido no implica que vas por la vida y actúas buscando el bien de los demás:

ACCIONES INMEDIATAS EN NOPALUCAN 

Aunque no lo crean, luego de que en el cambio de autoridades muchos municipios han padecido por la falta de recursos, deudas e incapacidad para empezar a trabajar por los ciudadanos; en Nopalucan de Granja el edil Porfirio Peralta Benítez, inmediatamente se dio a la tarea de atender una de las más sentidas demandas de la población.

Al tomar el timón del municipio prontamente redobló esfuerzos para mantener el ritmo del buen inicio de la administración y lejos de los reflectores de las grandes demarcaciones, de las 217 que hay en Puebla, entrando, lo primero que se hizo fue la reconexión del pozo de agua La Noria 2, con el que surten del vital líquido a 17 mil habitantes de la junta auxiliar de Santa María Ixtiyucan.

Según la Comisión Federal de Electricidad, es normal que algunos municipios se queden con deudas, entre ellas las del suministro eléctrico, pero en el caso de Nopalucan, la autoridad actuó inmediatamente y ese tipo de acciones permiten y facilitan la gobernabilidad.

Ojalá el edil Peralta Benítez continúe con este ritmo de trabajo y en busca del bienestar de los pobladores y de esta manera Nopalucan siga con noticias positivas que permitan el desarrollo y el crecimiento del municipio. 

El tiempo lo dirá.


COMENTARIOS Y SUGERENCIAS

Correo: lagg9756@yahoo.om.mx

Twitter: @Luiguiglez


Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de El Popular, diario imparcial de Puebla

  • URL copiada al portapapeles