La nube de Gerónimo

  • URL copiada al portapapeles

Adrián RUIZ


14 Dic 2021

Volando bajo. Las fantasías del (des)informe pronunciadas en el Honorable Congreso del Estado son dignas de la casa de la risa. 

Las miles de familias afectadas por la pandemia, así como las enfermas que dependen del sector salud, oyeron atónitas la mentira de: “ningún poblano se ha quedado sin atención médica”. “Con una inversión de más de mil millones de pesos, no faltaron medicamentos oncológicos ni en la lucha contra el COVID-19, ya que se destinaron 4 mil millones. 

Tal vez se trate de una mentira a medias. El gasto de 5 mil millones en total es creíble y hasta corto. Lo que no se especificó es a que bolsillos fueron a parar porque lo que proporcionaron era paracetamol. Los tanques de oxígeno brillaron por su ausencia -los vendían hospitales particulares, entre ellos el de la familia del secretario de Salud: el Angelopolitano-. Fue un negocio redondo para todos. Lucraron con la salud. 

Tan deficiente es el servicio que el Hospital de Cholula en noviembre del año pasado cobró la vida de Adelina Orozco Caballero, hermana de su esposa Socorro. 

Otra imperdible perla fue: las mafias se renuevan, pero en mi gobierno no dejaremos a Puebla abandonada en manos de la delincuencia. Mandos superiores de seguridad no tienen vínculos con el crimen, se limpiaron y sin temblarme la mano lo seguiré haciendo. 

La gente de Puebla, en el día a día es presa de la inseguridad más violenta impuesta por la delincuencia, que solapada por las autoridades tienen secuestrado al estado. Nadie sólo él y nadie más que él es el responsable de poner a los mandos de seguridad pública. ¿Entonces de quién es la culpa? 

La ilusión de una “política industrial” para el desarrollo de las factorías sólo vive en su mente. 

El boom del campo poblano no se limita al progreso de un pueblo como Zinacatepec. Gobernar al cuarto estado más importante del país es una enorme responsabilidad que por supuesto a Gerónimo le quedó muy grande. 

Cacareó una Política industrial para Puebla que no existe en el país. Polos de desarrollo como el aeropuertos Hermanos Serdán, inversión para desarrollar el Centro Histórico del Alto a Analco, Parque Industrial de Ciudad Modelo, Cola de Lagarto. Esto último merece una Entrega aparte por el despojo de las tierras que comprende el proyecto turístico que será negocio para Gerónimo Barbosa y sus amigos. 

Y lo que rebasó el tope máximo de la mitomanía fue: “me declaro Lopezobradorista. Soy fiel a la Cuarta Transformación” 

¡A quién quiere engañar! 

Reporte del Informante 

Estudiantes amenazados. Al mismo tiempo que Gerónimo Barbosa daba su versión de un gobierno maravilloso, catedráticos y alumnos de la UDLAP le pedían cumpliera la promesa de regresar el Campus y retirar a la policía estatal -misma que depende de él-. 

De acuerdo a un audio en poder de los universitarios -escuchado por La Entrega-, con la secretaría de gobernación Ana Lucía Hill Mayoral el acuerdo para regresar el Campus era el 10 de diciembre. El plazo venció. 

¡Devuelve la UDLAP! 

Licenciado en periodismo 

ruizdur@hotmail.com

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de El Popular, diario imparcial de Puebla

  • URL copiada al portapapeles