Un sí o un no a la revocación de mandato de AMLO

  • URL copiada al portapapeles

Próximamente a lo largo del país, pondrán casillas especiales coordinadas por el INE, dónde las y los ciudadanos tendremos "oportunidad" para votar a favor o en contra de que el presidente Andrés Manuel López Obrador continúe en la presidencia.

Con todo el enojo y de manera personal, votaría sin pensarlo para que revoque su mandato antes de tiempo, es decir antes de los 6 años.

Sin embargo, un poco de enojo, un poco de duda del proceso, y más por apatía me hace desistir en ir a votar.

El enojo proviene de analizar el derroche de dinero para dicha consulta y votación, la cual se acerca a los casi mil seiscientos noventa y dos millones de pesos; los cuales podrían ser destinados para fortalecer la educación o programas sustentables de apoyo social.

La duda del proceso es debido a que la consulta es el resultado de la ley federal de revocación de mandato  en el año 2019, la cual fue promovida por el mismo presidente y los legisladores de su propio partido, cuyo trasfondo es el de manipular la opinión pública exaltando la figura del presidente como un ser humilde que sin importar el resultado, se retirará y acatará la decisión del pueblo; así como fortalecer su imagen ante un posible escenario a su favor y salir victorioso, fortaleciendo no solo a él, sino a su partido y así asegurar la perpetuidad en el poder.

Bien dicen, al pueblo pan y circo, y en mi opinión dicha consulta podría hacerse de manera más austera o bien preocupándose más por temas trascendentales como la pronta solución a una economía en picada y una inflación por los cielos.

La tercera razón, una sobre medida apatía como la mayoría de los mexicanos en estos momentos, sin una confianza hacia mi gobierno, y con una total desesperanza que las cosas pueden cambiar, resultado de lo que el mismo gobierno ha provocado, y es que ahora todo se resuelva mediante una consulta, y no es porque el pueblo siempre tiene la última voz y debe ser consultado;  sino porque la consulta como todos sus discursos, acciones y declaraciones solo fomentan la desunión, debilitan el sentir de solidaridad entre las y los mexicanos y todo se limita a qué seamos los buenos contra los malos, los fifis contra los chairos, los del pueblo contra los empresarios, y poco a poco nos sumergimos en un odio y en un ceguera que nos impide visualizar que esa división traerá grandes pérdidas desde valores hasta económicas y que solo unos cuantos podrán verse beneficiados al encontrar un pueblo dividido y sin una real fusión que lo haga fuerte.

Así que aún dudosa de asistir a votar por la revocación, en el día a día trato de ser buena ciudadana, fomentando lo mismo en mis alumnos y en las personas que me rodean; para que sin poner pretexto de una consulta, se construya una sociedad unida, justa y fortalecida, la misma que pueda por si misma hartarse de los gobernantes y así como los pone en el poder, que pueda  destituirlos sin necesidad de que se promueva una consulta o nos pregunten un sí o un no y nos sigan dando atole con el dedo.

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de El Popular, diario imparcial de Puebla

  • URL copiada al portapapeles