La Vecindad

  • URL copiada al portapapeles

La Vecindad


09 Dic 2020

Vecinas, vecinos, ni tan, tan, ni muy, muy...

Así debería percibirse la coalición entre el PANPRI y PRD, claro en términos muy coloquiales. Por una parte, para que los priistas, panistas y perredistas que sí apuestan por esa alianza sepan, y no se diga después engañados, que el propósito es construir una fuerza que sea lo suficientemente competitiva para arrebatar poder a Morena. Eso no significa que vayan a ganar, lo que empieza a circular en el colectivo opositor; definitivamente no es sinónimo de triunfo, así le sumen otros 10 o 20 partidos políticos...

Por otra parte, desde la perspectiva morenista, tampoco puede subestimarse. El peor error que puede cometer el partido en el poder es menospreciar a sus rivales. La coalición de esos tres partidos opositores debe tomarse en su justa dimensión, que se sepa que puede ser protagonista, pero no en todo el país, ni con el mismo impacto.

Ya veremos en los hechos, cómo asumen los partidos sus posiciones.

 

***

 

Oigan, alguien sabe dónde anda Guillermo Aréchiga Santamaría, porque le llama la atención el gobernador Miguel Barbosa Huerta y se pone las pilas, pero después de unos días baja otra vez la intensidad de las verificaciones en el transporte público y concesionarios, conductores y usuarios arman una “fiesta”.

En decenas de rutas ya no hay interés por el uso de cubrebocas, como en la Ruta 53, en la que operadores viajan sin la mascarilla; y en otros casos, la saturación es práctica de todos los días.

Así que si el secretario de Movilidad y Transportes se encuentra disponible no estaría mal que le eche un ojo a este asunto, antes de que lo regañen de nuevo.

 

***

 

Quienes ayer comenzaron a comentar que la presidenta municipal de Puebla, Claudia Rivera Vivanco, quedó fuera de cualquier posibilidad de reelegirse por la decisión del Tribunal Electoral del Estado de Puebla, por la denuncia sobre presunta violencia política de género, atención, apenas se revisó la petición de medidas cautelares y, por otra parte, es apenas primera instancia.

En todo caso la alcaldesa cuenta con el derecho de recurrir al Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación para impugnar la resolución de los magistrados locales, en donde el hasta ayer presidente, Jesús Gerardo Saravia Rivera no posee campo de acción para inclinar la balanza.

 

***

 

Hay que destacar algo del Segundo Informe del gobierno de Miguel Barbosa Huerta, que en los anuncios hay interés por comunicar acciones y no el rostro del mandatario como ocurrió con Mario Marín TorresRafael Moreno Valle y Antonio Gali Fayad. Al menos por ahora esa es la dinámica que se agradece.

 

Vecinas, vecinos, nos leemos mañana.

  • URL copiada al portapapeles