La Vecindad

  • URL copiada al portapapeles

La Vecindad


08 Jun 2021

La reelección de Angélica Alvarado en Huejotzingo

 

Vecinas, vecinos, la reunión entre el gobernador Miguel Barbosa Huerta y el candidato del PAN-PRI-PRD, Eduardo Rivera Pérez, ayer en Casa Aguayo, dejó en claro que al menos de inicio hay voluntad política de ambos personajes por alcanzar acuerdos que, evidentemente, deberán traducirse en programas y obras conjuntas en la capital del estado.

Una vez que llegue el momento, veremos cuánto de esas palabras aterrizan en hechos y bajo que condiciones, porque hasta donde se sabe, sí desea trabajar de la mano del mandatario estatal, pero no bajo su subordinación, porque a diferencia de su trienio 2011-2014, el que encabezará puede representarle la puerta a la gubernatura...

***

Calladita, calladita, pero Angélica Alvarado Juárez es de las que sí logró la reelección en las elecciones del pasado domingo y en octubre iniciará su segundo mandato, lo que la catapulta para pensar en otras posiciones de relevancia como una diputación federal o una de tipo local.

Por supuesto, las condiciones sociales y políticas de Huejotzingo no son las mismas de Puebla y San Andrés Cholula, por lo que no puede compararse con lo que hicieron o dejaron de hacer Claudia Rivera Vivanco y Karina Pérez Popoca, pero en su caso, movilización y apoyos sociales, sí rindieron frutos.

***

Lo que nada más no cuadra es que exista una confusión monumental respecto de un hombre que se fuga del penal como si fuera su casa...

Primero, la Fiscalía General del Estado, esa que se supone dirige Gilberto Higuera Bernal, dice que el reo que escapó se llama Felipe N., alias “El Pirulí”, y al que presentan como vinculado a los asesinatos en Huejotzingo -en alusión al caso de los estudiantes de medicina-.

Ayer el gobernador dice que no, que el fugado no tiene nada que ver con el caso y por supuesto, de inmediato se prenden alarmas porque no hay coordinación, ni eficiencia y, lo peor, se presta para confusiones que exhiben a la Fiscalía y a la Secretaría de Seguridad Pública.

***

Que dos juniors, perdón, dos hijos de políticos sí lograron su triunfo electoral. Uno es Lorenzo Rivera Nava, que será presidente municipal de Chignahuapan; y el otro, Ignacio Mier Bañuelos, quien estará presidiendo Tecamachalco. Ahora si que, no hay mejor herencia que sus padres les hayan podido dejar -léase con sarcasmo-.

 

Vecinas, vecinos, nos leemos mañana.


  • URL copiada al portapapeles