Lalo Rivera se fortalece con miras al 2024

  • URL copiada al portapapeles

La Vecindad


17 Dic 2021

Por La Rascona*

 

¡Qué pasó vecinos, vecinas! Les he de contar que ayer Lalo Rivera le dio un aire tipo la Rosa de Guadalupe al quehacer periodístico en Puebla. Y es que malacostumbrados a malos tratos, hostigamiento administrativo y mensajes sicilianos, en el desayunó que convocó a periodistas y directores de medios se respiró amistad, respeto, compañerismo. Algo inédito por lo menos en los últimos tres años. En la reunión, se ve vio a un Lalo y a todo su gabinete y equipo de comunicación abiertos, receptivos, con ganas de sumar y de facilitar la labor de los que día día y durante varios años se encargan de informar a la sociedad poblana. No marcó línea, no tiró a matar; al contrario, en un ambiente cálido, plagado de buenos deseos, Lalo se fortaleció en su proyecto para buscar la gobernatura en 2024.

*

Antes de irnos de fin de semana y muy pronto de vacaciones, no puedo dejar pasar el desencuentro ya declarado y mediático entre el gobierno federal y el gobierno local, un distanciamiento que lleva casi dos años, cuando desde Puebla empezaron a salir mensajes contra la dirección que se tomaba para controlar la pandemia, y terminó por aumentar su distancia con el eterno y cansado desencuentro entre el mandatario poblano y la ahora excalcaldesa de Puebla, Claudia Rivera Vivanco.

¡No sólo eso! También por las recomendaciones de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) en términos de persecución política, desaparecidos, relación con los medios y por ponerle el pie a los alfiles en los que confía el presidente. Ojo, sin querer decir que sean las mejores piezas del tablero de la 4T.

Ahora, para que no quede duda se da la disputa a nivel mediático y enfrenta el “no nos ayudan” que sale de Casa Aguayo al “sí les ayudamos mucho” de Palacio Nacional.

¿El tema? Pues el Aeropuerto “Hermanos Serdán”, donde hace unos días el gobernador de Puebla acusó una falta de interés de la federación en invertir en el estacionamiento de aviones. Y la respuesta no se hizo esperar, pues el presidente AMLO dijo que no, que a Puebla se le apoya muchísimo.  Y que se avienta a desmenuzar las cifras de lo que se envía a Puebla. Eso, claro está, no gustó mucho en Casa Aguayo.

Hablé con uno de nuestros vecinos chismosos que caminan en esos pasillos y me contó que:

La pelea ya está dada. Aquí se cree que se le puede hacer frente al presidente, por eso las alianzas con partidos de oposición, que ni son de oposición si no que son comodines políticos. El problema es que el presidente tiene intereses encontrados en Puebla, y si los piensa defender se va a encontrar a alguien que ya empeñó su apoyo a viejos compañeros de batalla. Así es, hablamos del PRD, del PAN y el PRI, ese bloque que aquí se armó para impulsar a Rafael Moreno Valle, que ahora lo critican pero que les dio negocios millonarios. Ahí hay constructoras que avalan lo que les digo.

Puebla es clave no sólo para el proyecto gubernamental sino para el proyecto presidencial. Pero aquí hay varias fichas, y a todos les dicen que sí pero no les dicen cuándo. Lo que sí es claro es que los mandos nacionales están hartos del caso Puebla. Pero ya saben, hasta que no pongan orden allá arriba aquí seguirá la kermés.

*

Así es, vecinos. Pero como dirían: y uno qué culpa. La pregunta de preguntas: ¿a quién le creemos, quién nos convence? Esa pregunta será clave en 2024. Ya verán.

 

 

Vecinos, vecinas, nos leemos el lunes, recuerden que ya podemos estar en contacto directo y chismear más a gusto en lavecindad@elpopular.org

  • URL copiada al portapapeles