Peligran restaurantes

Empresarios del ramo adeudan hasta tres años por permiso de funcionamiento. Muchos establecimientos han cerrado por las altas cuotas Laura CRUZ Corresponsal restaurante1San Martín Texmelucan.- Quince empresarios del ramo restaurantero se dijeron preocupados, incluso podrían llegar a la quiebra debido al incremento de su deuda con el ayuntamiento por atraso en el pago de refrendo de la licencias de funcionamiento. Así lo informó Arturo Vázquez, presidente de la Cámara Nacional de la Industria Restaurantera y Alimentos Condimentados (CANIRAC) en Texmelucan. “Esto influyó de manera considerable para que algunos negocios hayan cerrado. Son varios casos de compañeros que prefieren no pagar ese derecho al ayuntamiento pues es excesivo”, sentenció. El líder restaurantero refirió que desde la pasada administración, la cual estuvo encabezada por el ahora diputado federal Carlos Sánchez, los empresarios del ramo trataron de ponerse al corriente en sus pagos, sin embargo no fue posible porque el refrendo iba de 13 mil a 17 mil pesos por año. Explicó que la cantidad a pagar depende del giro del establecimiento, aunado a esto, existen empresarios que deben hasta tres años de refrendo. “Sí queremos pagar, no nos negamos a ello, pero exigimos que sea lo justo”, dijo molesto el empresario. Del mismo modo reconoció que poca gente es la que se anima a invertir en este giro, ya que el costo por la apertura de un establecimiento en el municipio es de 62 mil pesos, y San Martín a diferencia de la capital del estado cuenta con muy pocos comensales. “Conozco casos de personas que vienen de la ciudad de Puebla y quieren invertir pero al ver todo esto, se van a otros sitios donde los costos son menores”, lamentó. Cabe señalar que el pago por la apertura de un establecimiento en la capital va de 20 mil a 60 mil pesos y el pago de refrendo oscila entre los 80 y 120 pesos mensuales como máximo. Abundó que en Texmelucan el refrendo es anual pero cuesta 17 mil pesos. Refirió que se han acercado al presidente municipal, Teodoro Ixtlapale Caporal, quien les aseguró que buscará una reducción en los costos. Sin embargo, hasta el momento se encuentran a la espera de que este asunto se concrete para “no dejar pasar más tiempo y la deuda crezca”. En el municipio existen alrededor de 20 restaurantes, esto sin contar las fondas y establecimientos de comida rápida, los cuales en algunos casos no están registrados en el padrón, lo que es injusto a los ojos de los restauranteros locales.
  • URL copiada al portapapeles