Establecimientos de nueva creación y sin licencias son sancionados por abrir durante contingencia

Se tratan giros de restaurante-bar y bares que sin contar con los trámites correspondientes están abriendo sin permiso

Giros comerciales de nueva creación que carecen de licencias de funcionamiento y que tratan de ofrecer sus servicios "por la libre", son los establecimientos que más han sido sancionados o cerrados durante la contingencia sanitaria del Covid-19.

Se tratan giros de restaurante-bar y bares que sin contar con los trámites correspondientes están abriendo sin permiso de la autoridad municipal.

Así lo reveló, el director de Normatividad y Regulación Comercial, Fernando Pastor Herrera explicó que durante las visitas a estos lugares, se detecta que son de nueva creación y no cuentan con las licencias correspondientes para funcionar.

Otros casos que señaló, es que por tratarse en algunos casos de licencias extendidas, es decir, restaurantes-bar que son dos giros en una sola licencia.

El funcionario destacó que durante las supervisiones que realiza el personal de la dependencia, se ha detectado que establecimientos de nueva creación como restaurantes-bar y bares, son los más sancionados al carecer de toda su documentación y que aún así han tratado de funcionar.

"Llegamos a los lugares y al pedir la documentación no la tienen. Tratan de abrir pie la libre aun cuando no lo pueden hacer. Son establecimientos que acaban de abrir y no cuentan con un historial previo de funcionamiento", comentó.

Pastor Herrera aseveró que en la mayoría de los casos han sido multados o clausurados por no haber tramitado sus licencias para operar.

Precisó que al no cumplir con estas disposiciones del Coremun se procede a la multa correspondiente y se cierra el lugar hasta que cumplan con la tramitación de sus documentos, de lo contrario, permanecen cerrados.

El director de Normatividad detalló que generalmente los propietarios no acreditan ningún documento que avalara la operación del establecimiento y carecen de licencias de funcionamiento, uso de suelo, giro comercial definido, plan interno de protección civil, entre otros.

El funcionario destacó que tras el cierre de los lugares, los dueños tienen 5 días para tramitar y presentar la documentación de lo contrario el cierre se ampliará el tiempo que sea necesario.

Pastor Herrera precisó que adicionalmente a la clausura se aplica una multa de 100 Unidades de Medida y Actualización (UMA) que equivalen a 8 mil 800 pesos, pero en caso de reincidir o violar los sellos, la sanción económica será al doble y así sucesivamente las veces que abran el lugar sin las licencias correspondientes.

Llamó a los ciudadanos a reportar cualquier actividad que se realice en establecimientos de este tipo para proceder de inmediato.

 


  • URL copiada al portapapeles