Se terminaron los invencibles

  • URL copiada al portapapeles

Los resultados electorales del Siglo XXI han dejado claro que los tiempos de los partidos y candidatos invencibles han quedado atrás, aunque no han sido erradicados totalmente. 

En ese lapso de 21 años las volteretas electorales han sido una constante con partidos y candidatos que parecían apuestas sólidas y que finalmente fueron vencidos en las urnas por el voto ciudadano. 

Inicio el siglo con un Partido Revolucionario Institucional resquebrajado que sufrió su primera gran derrotada en la elección presidencial, suceso que se repitió seis años después con una caída estrepitosa del partido que había gobernado al país por 70 años. 

El triunfo de Acción Nacional hizo creer que ese partido tendría para larga vida en el poder, pero solamente le duró dos sexenios, con la recuperación de la presidencia de la república por parte del Revolucionario Institucional, la que seis años después volvió a perder a manos de un partido nuevo MORENA, con apenas cuatro años de fundado. 

La corta existencia del partido y el abrumador triunfo en los comicios de 2018 llevaron a pensar en un largo período en el poder por parte del Movimiento de Regeneración Nacional, idea que, por ahora, parece ser ya no tan real. 

Y es que está comprobado que los electores son muy volubles y que cada seis o tres años, según sea el caso, se muestran flexibles a la hora de emitir el voto y que no es razón de la ideología o propuestas que hagan los candidatos en los diversos cargos de elección popular, ya que el elector mexicano vota basado en la simpatía, carisma, elocuencia y presencia. 

La política acerca o aleja a familiares, amigos, simpatizantes o militantes de un partido o candidato y eso queda reflejado en las urnas. 

Los estados son el fiel reflejo de la forma en que votan los electores y los vuelcos que dan los ciudadanos de una entidad son palpables en varias entidades, en las que han gobernado hasta cuatro partidos distintos en los que va del Siglo XXI. 

Tlaxcala se lleva las palmas en este rubro, donde inició el PRD la actual centuria como partido gobernante y en los primeros comicios pasó la administración a manos de los panistas. Seis años después regresó el PRI al poder y en la pasada elección triunfó MORENA. Cuatro partidos distintos en 21 años. 

Morelos también es un ejemplo: dos elecciones consecutivas ganadas por los panistas, dieron paso a una del PRD y actualmente gobierna el PES, partido que no tiene siquiera registro nacional. 

Jalisco y Nuevo León también han tenido tres partidos gobernantes en el presente siglo. Inició el PAN, siguió el PRI y actualmente es MC quien gobierna la entidad. Nuevo León da cuenta de algo similar, ya que gobernó el panismo los tres primeros años, siguió la recuperación del poder del priismo por doce años, llegó un independiente y ahora lo hará el MC. 

Tabasco y Nayarit son otros dos estados en donde el presente siglo dio margen para que tres distintas fuerzas políticas gobiernen. En el primero fueron 82 años de dominio priista, siguió seis años el PRD y actualmente lo hace MORENA. PRI, PAN y el próximo arribo de MORENA se han dado en Nayarit, al igual que en Baja California Sur y Sonora. En el primero PRD y PAN se alternaban, después de desplazar al priismo en la última década del Siglo XX y en Sonora PRI, PAN y ahora toca el turno de MORENA, al igual que en Sinaloa y Puebla donde han gobernado en el presente siglo PRI, llegó una alianza del PAN con PRD y MC y ahora le toca el turno a MORENA. 

En la mayoría de los demás estados se ha dado la alternancia con la ida y regreso de los partidos, con la llegada y salida de dos partidos. 

Durante la pasada elección dos de los cinco estados en los que el PRI se había consolidado, sin alternancia de ninguna forma, cayeron los muros y ahora los gobernará MORENA: Campeche y Colima, quedando solamente tres entidades que no conocen de alternancia de ninguna clase: Coahuila, Estado de México e Hidalgo, en los que los vaticinios apuntan a que en la siguiente elección caerán esas fortalezas. 

                                                     …………………… 

El gobierno mexicano presentó una demanda civil, en contra de empresas de producción y distribución de armas e Estados Unidos. La demanda ante corte federal, tiene el propósito de evitar el flujo de armamento ilegal que llega a México desde el vecino país del norte. 


Email: ramonzurita44@hotmail.com 

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de El Popular, diario imparcial de Puebla

  • URL copiada al portapapeles